10.2.10

¿Puedes notar la diferencia?


Sé que Dios no existe;
Y creo en él.
¿Puedes notar la diferencia?
Entre saber y creer.
Sé que el hombre existe;
Y no creo en él.
¡Oh! Alma mía, que no existes pero, sientes;
Tómame la mano en esta soledad de tumba;
Dame un abrazo y sostén mi peso amortajado.
Brújula, por qué me has abandonado.
Padre, hijo y espíritu santo;
Todos ellos soy yo;
Y cuatro vientos; y siete mares; y lo que sea.
Dime cómo no perderse entre tantos yo.
Todo se me presenta verdadero y no real.
¿Puedes notar la diferencia?
Verdad y realidad.
La verdad es hija del ojo de quién observa;
La realidad es la madre ecuánime del universo;
Nunca juzga, sólo describe.
A veces en trances de poeta amargo,
Esta diosa de la imparcialidad,
Se apodera de mi boca y habla,
Y sobre todo difama a esa ramera que construimos todos, la verdad.
Toma mi mano y sostén mi cabeza,
Que se ha vuelto un nido con millones de bandadas multicolores.
Se como el viejo Atlas y soporta las toneladas de este nido, de este nido de elefantes.
¡Oh! Alma mía, la que siente pero, no existe…

Dedicado a mi amigo Tomás, revolucionario, idealista y amigo de la verdad.

3 comentarios:

simbolismo dialéctico dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
simbolismo dialéctico dijo...

Gracias, te envié un correo.

Vlent. dijo...

ME GUSTÓ MUCHO, MUY MUY INTERESANTE.

SALUDO